Herraje con placa base de nylon FarrierGabino

 p1030728

 

  Se trata de un método de fijación de herraduras atornilladas con tornillos tirafondos a una base de nylon previamente clavada en el casco con clavos PG3.

 

   La base plástica se obtiene recortando una silueta determinada en una placa de nylon de diferentes grosores.

 

   Las placas de nylon son baratas (1´80 euros por casco) y disponibles en el mercado. Este método obtiene un notable descenso de los costes sobre otros métodos, al evitar la utilización de estuches plásticos Dalmmer Cuff o vendas de resina Equicast.

 

   Herramientas necesarias: una sierra de calar, lijadora, broca de metal utilizada para las widias y broca de metal utilizada para los agujeros de los ramplones. El método permite utilizar las herramientas disponibles en el vehículo sin necesidad de herramientas específicas.

 

   Los tornillos empleados son tirafondos de carpintería, baratos y muy disponibles en el mercado. Por relación con las brocas disponibles, elegiremos tornillos de un grosor de 4,5 mm y de diversas longitudes que pueden variar entre los 8 y 12 mm

 

Praxis.

 

   Se prepara el casco del caballo y se dibuja su silueta exterior en la placa de nylon o una plantilla de cartón. Se diseña el contorno interior de acuerdo a las necesidades del herraje que vayamos a realizar. Se recorta con la sierra de calar y se suavizan las aristas con la lijadora o escofina vieja. Se marcan las claveras y se agujerean con la broca de las widias (4.5mm).A continuación se avellanan con la broca de los ramplones (8mm) profundizando un par de milímetros, lo justo para enterrar la cabeza plana de los clavos PG3.

 

   También se puede practicar una clavera con una estampa vieja calentada en el horno o un puntero con la forma de la cabeza del clavo. La clavera así formada ha de ser lo suficientemente profunda como para enterrar la cabeza del clavo totalmente. La placa de nylon es lo suficientemente dura como para mantener apretada la cabeza del clavo durante un periodo razonable de seis semanas.

 

   Se prepara la herradura de acuerdo a las necesidades del herraje que vamos a realizar. Se practican varios agujeros de 4,5 mm de diámetro. Estos agujeros se avellanan en una profundidad de dos tercios del grueso de la herradura con la broca para metal de 8 mm que disponemos para los agujeros de los ramplones.

 

   Generalmente bastan cuatro o seis agujeros por herradura. Se practican en la parte plana de las mismas, al borde de la ranura. Si necesitamos realizar mas agujeros, es necesario realizar un formateado de las claveras con un punzón cónico. Así se pueden aprovechar los agujeros de las claveras. El formateado se puede realizar en frío, dada la ductilidad del material de la mayoría de las herraduras de hierro y todas las de aluminio.

 

   Se sitúa la herradura en el lugar preciso y se marcan los puntos donde irán situados los tornillos tirafondos. Generalmente, si se atornillan los tornillos con un atornillador de mano, es necesario practicar unos agujeros guía en el nylon. Esto se puede hacer de varias maneras, con la Dremel y la broca de metal 2´5 mm que utilizamos para colocar los remaches de cobre que sujetan las plantillas a la herradura o bien calentando la punta de un clavo de herrar e incidiendo en el nylon. El clavo marca un agujero cónico que sirve de inicio al tornillo. Si se dispone de un atornillador eléctrico (aconsejable) no se necesita agujero guía.

 

   Se atornilla la herradura a la placa de nylon, teniendo en cuenta que el número de claveras ha de ir en consonancia con el peso y grosor de la herradura y el estrés a que sea sometida. Generalmente, nuestro método se aplica principalmente a herrajes ortopédicos en los que el caballo no somete a esfuerzos excesivos a los herrajes.

  

Aplicaciones

 

   -Herraje normal.

 

   Sinceramente, no encontramos a nuestro método muchas ventajas sobre la herradura clavada directamente al casco en un herraje normal. Aun con todo, es probable que en caballos que gasten excesivamente las herraduras, como pueden ser los caballos de raid de alta exigencia puedan beneficiarse de este método. En nuestra experiencia, caballos que entrenaban y competían para pruebas de 120 y 160 km consumen una herradura en un plazo medio de 17-20 dias, lo que ocasiona un problema grave con los agujeros viejos de los clavos. En este tipo de caballos puede probarse el método, aunque desconocemos el comportamiento de las herraduras atornilladas ante el esfuerzo que requieren estos herrajes.

 

   -Herraje terapéutico y ortopédico.

 

   Es en este campo donde nuestro método sirve con mayor eficacia, permitiendo realizar acciones que redundan en el confort del animal y favorecen la recuperación de lesiones o enfermedades podales.

 

   Básicamente, describimos nuestro método como un puente o nexo de unión entre un casco con problemas y una herradura ortopédica. No siempre es fácil colocar una herradura ortopédica sobre un casco problemático. Nuestro sistema, permite al herrador suplir o paliar los dos principales problemas a los que se encuentra ante una ortopedia:

 

   -El casco problemático suele ser un casco deformado, de mala calidad o estropeado, donde resulta difícil clavar una herradura ortopédica.

 

   -Las herraduras ortopédicas comerciales, especialmente las de aluminio, son difíciles de moldear, cuando no imposible. Sucede muchas veces que la herradura indicada se aleja tanto del modelo del casco problemático que es totalmente imposible aplicar esta herradura, debiendo de recurrir a otro tipo de herraje.

 

   Por este motivo, la mayoría de las herraduras ortopédicas son denominadas en el argot,”zapatos de cenicienta”,debido a que se debe de elegir un pie que le vaya bien a la herradura, lo que no es tan probable, y en la mayoría de los casos, se debe de adaptar el pie a la herradura ortopédica.

 

Principales aplicaciones

 

   Herraje normal, que ya describimos mas arriba. Aun se debe de explorar las posibilidades, sin desdeñar ninguna opción. La placa de nylon hace el efecto de una plantilla muy gruesa, capaz de absorber y disipar gran número de vibraciones. En nuestra experiencia, una placa de nylon de 6 mm de grosor y recortada con la forma de la herradura abierta, aleja la palma del suelo y hace un buen papel como amortiguante, sin tratar de sustituir a la plantilla convencional.

 

   La placa de nylon, actúa igual que una herradura de material plástico, con las ventajas e inconvenientes de estas. En algunas ocasiones puede ser interesante su capacidad de conservar el movimiento vertical de los talones, desdeñando la poca duración de las mismas. También se ha de tener en cuenta su versatilidad en la ortopedia y corrección de potros.

 

   Placa de hospital. Una placa de nylon de seis u ocho milímetros de gruesa es sin duda la mejor y mas barata placa de hospital que un herrador pueda fabricarse a la medida.

 

   Extensiones a la herradura. La placa de nylon puede diseñarse de manera que forme distintas extensiones de una manera mas fácil y segura que en la propia herradura de hierro.

 

   1-Las cebollas en los talones se hacen de manera mas fácil que forjando y de la extensión y el diseño que queramos.

 

   2- Sobresaliendo la placa y biselando su canto, podemos obtener una extensión lateral del tamaño ideal sin necesidad de desplazar las claveras o limitarse al ancho que se pueda dar a la rama mediante ranurado o forjado.

 

   3-Remetiendo la rama de la herradura y biselando la placa de nylon podemos obtener un rolling espectacular. Si colocamos una herradura una talla menor, se obtiene un efecto full rolling difícil de conseguir mediante el forjado de una herradura.

 

   4- Variando la anchura de las ramas de la placa de nylon se obtiene un efecto rama ancha-rama estrecha interesantísimo en el tratamiento de muchas deformidades mediolaterales y problemas de ligamentos y huesos.

 

   Adecuar herraduras ortopédicas al casco. En muchas ocasiones se hace difícil colocar una herradura de aluminio ortopédica sobre un casco deformado. Generalmente los herrajes ortopédicos no se realizan sobre cascos perfectos, y las herraduras comerciales ortopédicas, de aleación de aluminio presentan unas formas perfectas, pero difíciles de encontrar en los pies del caballo.

 

   1-Herraduras de corazón, de aplomo natural y barra o corazón, herraduras “mercedes” o herraduras de corazón de pinza abierta..Son difíciles de colocar directamente sobre el casco. Sin embargo, es fácil atornillarlas sobre una placa de nylon. Generalmente, las deformaciones del casco se limitan al propio estuche córneo, que es elástico, en tanto que el hueso tejuelo permanece inalterado. Las herraduras ortopédicas están diseñadas para dar soporte al  hueso tejuelo .siendo la placa de nylon un simple nexo entre la herradura y el interior del pie.

 

   2- Herraduras rock and roll. Quizás sean estas herraduras las que mejor se adapten a nuestro método, dado que sus orígenes vienen a ser los mismos. La herradura rock and roll es básicamente una placa base de aluminio que lleva incorporada una herradura mas pequeña y que se adapta a la forma y mecánica del hueso tejuelo. La placa de aluminio se recorta a la forma del casco y pasa a ser un mero nexo de unión entre el pie y la herradura..Una placa de nylon cerrada con una herradura atornillada en el centro del tamaño adecuado, es una herradura rock and roll hecha a medida y en el momento necesario.

  

   En nuestra experiencia nos hemos encontrado con el casco deformado mediolateralmente, de manera que para que la herradura rock and roll cubriera todo el casco, hemos tenido que recurrir a una talla superior, de modo que muy a nuestro pesar la zona central de la herradura quedaba un tanto desplazada lateralmente, lo que aminoraba sus propiedades mecánicas. Con la placa de nylon como base, la herradura rock and roll se centra y se atornilla justo donde lo deseamos.

 

   Reconstrucción de cascos. La placa base de nylon puede ir pegada al casco con cualquiera de los productos empleados para reconstruir las paredes del mismo o bien clavadas con clavos. A veces puede ser necesario una combinación de ambos métodos. En las reconstrucciones importantes de casco es interesante colocar una placa de nylon que de la forma deseada al casco. Tan solo se debe de guardar la precaución de engrasar la parte de la placa situada por detrás del punto mas ancho del casco hacia atrás, a fin de preservar el movimiento de apertura de los talones.

 

   Modificación de la superficie de apoyo en la región dorsal. Una placa base de nylon de un grosor suficiente es capaz de proporcionar soporte a la ranilla realizando la función de herradura de corazón. Esta es una mas que interesante aplicación de nuestro método, que nos permite reclutar para el apoyo a estructuras blandas como la ranilla,.palma y barras mediante el concurso de material de impresión dental o silicona de catalización rápida bajo una placa base de nylon. La mayoría de las almohadillas de silicona pegan al nylon o bien se pueden practicar unos agujeros con la broca de 8mm de hacer agujeros para ramplones.

 

     Algunos casos prácticos en los que la colocación de una placa base de nylon es altamente interesante: 

  

 Deformaciones mediolaterales del casco. Se diseña la placa base de manera que la rama correspondiente a la zona atrofiada sea mas ancha, llegando incluso a ocupar la mitad completa del casco. En estos casos es interesante complementar la acción de la placa con la aplicación de almohadillas plantares de diversa dureza.

 

   Infosura. En colaboración con el veterinario Joaquín Agüeros hemos desarrollado un método fácil, asequible, eficaz y barato de herraje de caballos infosados, mediante la aplicación de una herradura rock and roll atornillada a una placa base de nylon previamente clavada con clavos PG3.El método, al que hemos bautizado como Agüeros-Gabino combina el método ideado por  el veterinario Gaspar Castelijns y el herrador Ricardo Roselló (herradura rock and roll pegada a un estuche plástico Dallmer Cuff con los clog de madera ideados por el veterinario Stephen 0’Grady y desarrollados por el herrador Mike Steward.

 

   Básicamente, nuestro método de herraje para infosuras consiste en la aplicación de una placa base de nylon, que eleva la muralla, evitando el contacto de la palma protuida contra el suelo. La placa, cerrada por detrás, ofrece apoyo mediante material de impresión dental a la ranilla. Sobre la placa se atornilla una herradura rock and roll, que proporciona las propiedades mecánicas deseadas de full rolling, a la par que hace la función de tapa de hospital. El hueco libre se llena con un gel pad del tipo Luwex o similar.

 

   Osteitis de la tercera falange La aplicación de una herradura rock and roll complementada con la acción de una almohadilla de gel ha dado muy buenos resultados en el tratamiento de la osteitis de la tercera falange. La placa de nylon, recortada en forma de anillo permite que se pueda colocar una gran cantidad de esta almohadilla entre la palma y la herradura rock and roll,.

 

   Dolor palmar en cascos con angulo palmar negativo.Una placa base a la que se ha dado en la lijadora la forma de cuña y que presenta una gran cobertura de la palma,puede albergar un gel pad Luwex que aporta confort y protege de la presion contra el suelo.Este método,basado en el herraje Denoix para caballos con angulo palmar negativo permite suprimir la herradura de aluminio con cebollas y la plantilla de rejilla Luwex,con el consiguiente abaratamiento de costes. 

    Conclusión.

    Nuestro método de sujeción mediante tornillos tirafondos de una herradura a una placa base de nylon clavada con clavos PG3 ofrece al herrador una herramienta mas en su caja para solventar algunos de los problemas que se le presentan en el quehacer diario. Es un método fácil, que debido a la disponibilidad y baratura de los materiales y útiles necesarios para su utilización puede llegar a ser una de las herramientas preferidas de los herradores, convencidos de que la eficacia obtenida al menor costo posible es doblemente buena para el caballo, para el propietario y para el herrador.

 

 p1030672

 

Se marca el contorno del casco en la placa o con una plantilla de cartón 

 p1030675

 

Se diseña el interior de la herradura,según las necesidades del herraje

 p1030680

 

Se recorta con una sierra de calar

 p1030682

 

Ya tenemos la placa base cortada 

p1030684 

 

 Se repasa con la lijadora de banda

 p1030685

 

Marcamos el lugar donde irán las claveras 

 p1030686

 

Agujereamos por completo con la broca de las widias 4,5 mm 

 

 p1030690

 

Avellamanos dos milimetros con la broca de los ramplones 8mm para encajar la cabeza de los PG3 

 p1030694

 

Las cabezas de los clavos PG3 no sobresaldrán en absoluto 

 p1030696

 

Ya podemos clavar al casco como si fuese una herradura de hierro.

 

 p1030699

 

 Las claveras se adaptan en frio con un punzon cónico

p1030701 

 

 Fuera de las ranuras,taladramos por completo con la broca de las widias 4,5 mm

p1030710 

 

Y con la broca de los ramplones 8 mm taladramos los dos tercios de la herradura 

 p1030711

 

 

Asi quedarian los agujeros para insertar los tornillos

 p1030718

 

Atornillamos la herradura en la placa base que ya está clavada en el casco del caballo 

 p1030723

 

Asi quedaria el conjunto en el casco. 

 

 p1030728

Este ejemplo ilustra lo que sería una herradura con cebollas.Las variaciones posibles son muchisimas,dependiendo de las necesidades del caballo y de la imaginacion del herrador.