Lumbres colapsadas y talones huidizos

 lumbres_colapsadas

   Los cuadros de talones huidizos ocasionan un reparto desequilibrado de las presiones sobre el perímetro plantar. El caballo apoya la mayor cantidad de su peso sobre los talones, que se remeten mas y mas, en tanto que las lumbres apenan soportan peso. Esto ocasiona que el casco en las lumbres crece mas rápidamente y no se desgasta apenas.

 

   Este exceso de casco debe de adaptarse a las presiones recibidas y lo hace extendiéndose hacia delante. El resultado es que las lumbres del casco se doblan en una curvatura característica, que de seguir, llegara a producir un anillo de flexión. Por la parte inferior al centro de la curvatura, la tapa hace tracción sobre el interior del pie, provocando microhemorragias en las laminillas y facilitando la penetración de los hongos y las bacterias.

 

   Esto es lo que le ha ocurrido a este excelente PSI proveniente del hipódromo y que ha sido reciclado para la caza de liebres con galgos. Sus cascos delicados no soportan el herraje incorrecto que se le ha practicado y el resultado salta a la vista. El herraje de este tipo de cascos pasa por dar mucho soporte a esos talones huidizos a la vez que se eliminan las extensiones de casco y se facilita el breakover.