Vejigas o alifafes

 

 vejigas

 

 

   Las vejigas o alifafes son distensiones de las vainas sinoviales. En las articulaciones, existen unas bolsas llenas de un liquido aceitoso que hace la función de cojín amortiguante entre las cabezas de los huesos. A veces, como respuesta a otras patologías de la articulación, las bolsas sinoviales aumentan de tamaño y se proyectan hacia fuera en forma de las antiestéticas vejigas.

 

   Las vejigas no constituyen una enfermedad en si misma, sino que son una secuela de otro problema. Por tanto, de nada sirve intentar resolverlas si antes no se remedia el problema de base que las ha originado. Extraer el liquido sinovial es una práctica inútil, pues no reducimos el tamaño de la bolsa y se vuelve a llenar de liquido sinovial a las pocas horas. Aunque su aspecto suele ser llamativo, en realidad nos interesa mas atender al problema original de la articulación que a la propia distensión de las vainas sinoviales.

 

   En la fotografía de hoy, presentamos a una yegua afectada de desmitis del ligamento anular y de sesamoiditis proximal. El ligamento anular abraza toda la articulación del menudillo, envolviéndola y sujetándola fuertemente. Las vejigas producidas se extienden entre el ligamento suspensor y los tendones flexores. Los huesos sesamoideos hacen de polea por donde se deslizan estos últimos, y quizás debido a la excesiva presión, se han visto dañados en su estructura. El herraje no ha ayudado mucho a la yegua, que presenta un fuerte desequilibrio entre sus talones.